¡Desintoxica cuerpo, mente y PIEL!

Cada cambio de estación es un momento importante para nuestro cuerpo. Para poder mantener el equilibrio, debemos de hacer un “reset” que nos reprograme para realizar nuevas funciones necesarias con las modificaciones que llegan con las nuevas temperaturas, el nuevo medioambiente… Dicen los naturistas que si el cuerpo está cargado de toxinas esta evolución se hace más complicada y es cuando caemos en las clásicas enfermedades estacionales.

La primavera es una estación importante para eliminar toxinas corporales que se han acumulado durante el invierno, estación dura en la que estamos luchando contra el frío y los cambios de temperatura entre el interior y el exterior. También dicen que es más importante que en otras estaciones, porque la primavera es la estación del renacimiento, de gran fuerza energética que utilizaremos para renovarnos y para desechar aquello que ya no necesitamos.

Dicen que todos necesitamos esta depuración primaveral, pero si además nos sentimos cansados y débiles, puede ser que lo necesitemos aún más. Una buena desintoxicación, no sólo del cuerpo, sino también de la mente, con meditación y relajación, se traduciría en un mejor equilibrio general. Hay varios métodos de depuración: licuados de frutas y verduras, complementos depurativos tomados en ayunas, terapia de colon, dieta a base de sirope de arce… Mi mejor consejo es que preguntes a un buen médico naturópata para que te ayude a realizar una limpieza efectiva y sana. Y si deseas un resultado cuerpo/mente, acércate a un centro de yoga, empieza a meditar 5 minutos diarios…

¿Y qué pasa con la piel? ¿Necesita también esa depuración? Pues sí. La piel acumula muchos radicales libres de su paso por el invierno, estación en la que tiene que realizar un esfuerzo enorme para mantenerse bien protegida y resguardada del frío, el viento y los cambios de temperatura. Aunque limpiemos nuestro cuerpo desde dentro e intentemos liberar nuestra mente de pensamientos tóxicos, si queremos un efecto rápido en la piel, lo mejor es que actuemos directamente sobre ella.

Radiance-SoinDetox.jpg

Radiance, crema detox luminosidad

Si ves tu piel apagada, sin brillo, sin vida, como avejentada, es el momento de hacer una cura detox y entrar radiante en la primavera. ¿Y qué significa eso para la piel? Pues aportarle un cóctel potente de antirradicales libres que frene los daños del invierno, darle un chute de energía que ponga las células a trabajar y acelerar su microcirculación sanguínea para que sea capaz de eliminar los desechos acumulados. Si a todo esto le añadimos una textura ligera y fresca, perfecta para la época primaveral, manteca de karité que suavice las arrugas y alise la superficie de la epidermis y un suave nácar violeta que nos dará automáticamente un tono vital y una luminosidad de juventud, tendremos RADIANCE, la crema detox de Esthederm.

¡Seguro que ya estás deseando probarla! Pregúntanos dónde encontrarla.